La Comisión Europea viene de adoptar un paquete de medidas que contribuirá a mejorar el flujo de inversión hacia actividades sostenibles en toda la Unión Europea. Las nuevas medidas incluyen un acto delegado de la taxonomía climática, una propuesta de Directiva de información de las empresas en materia de sostenibilidad, y seis actos delegados modificadores para garantizar que las empresas financieras incluyan la sostenibilidad en su actividad.

Mediante la reorientación de las inversiones hacia tecnologías y empresas más sostenibles, el paquete de medidas adoptado por la Comisión Europea contribuirá a conseguir que Europa sea climáticamente neutra de aquí a 2050.

La I+i se ha incluido como actividad habilitadora de la Taxonomía de la UE, refiriéndose a su capacidad para mejorar el desempeño de otra actividad económica a través de las tecnologías, productos o servicios que proporciona. Además, la taxonomía europea generará una mayor inversión privada en actividades económicas ambientalmente sostenibles. Como resultado, la I+i dirigida a esas actividades económicas se beneficiará de un mayor acceso a la financiación verde necesaria para fomentar la adopción por parte del mercado de tecnologías y soluciones innovadoras.

Acto delegado sobre taxonomía climática 

El paquete adoptado por la Comisión Europea consta del acto delegado de la taxonomía climática de la UE, que tiene por objeto apoyar las inversiones sostenibles, aclarando qué actividades económicas contribuyen más a la consecución de los objetivos medioambientales de la Unión Europea. El Colegio de Comisarios ha alcanzado un acuerdo político sobre el texto, que se adoptará formalmente a finales de mayo. El acto delegado de taxonomía seguirá evolucionando con el tiempo, a la luz de los cambios y el progreso tecnológico, y los criterios serán objeto de revisión periódica.

Este acto delegado abarcaría las actividades económicas de aproximadamente el 40% de las empresas cotizadas en bolsa, en sectores que son responsables de casi el 80% de las emisiones directas de gases de efecto invernadero en Europa. Incluye sectores como el transporte, la energía, la silvicultura, la industria manufacturera y la construcción.

Una vez adoptado formalmente, será examinado por el Parlamento Europeo y el Consejo (cuatro meses y prorrogable una vez por dos meses adicionales).

Directiva de información de las empresas y enmiendas

Las medidas también incluyen una propuesta de Directiva de información de las empresas en materia de sostenibilidad, que pretende mejorar el flujo de información sobre sostenibilidad en el mundo empresarial. Hará que la información sobre sostenibilidad por parte de las empresas sea más coherente, de modo que las empresas financieras, los inversores y el público en general puedan utilizar información comparable y fiable sobre sostenibilidad.

Por último, la Comisión Europea ha presentado seis enmiendas de los actos delegados en materia de asesoramiento sobre inversión y seguros, obligaciones fiduciarias y supervisión y gobernanza de productos, que garantizarán que las empresas financieras incluyan la sostenibilidad en sus procedimientos y asesoramiento sobre inversión.

Así, esta medida pretende que las empresas comuniquen la información fiable y comparable sobre la sostenibilidad que necesitan los inversores y otras partes interesadas, y garantizar un flujo coherente de información sobre sostenibilidad a través del sistema financiero. Las empresas tendrán que informar sobre la manera en que las cuestiones de sostenibilidad, como el cambio climático, afectan a sus negocios y al impacto de sus actividades en las personas y el medio ambiente.

Los actos delegados modificadores serán examinados por el Parlamento Europeo y el Consejo (períodos de tres meses prorrogables una vez por tres meses adicionales) y está previsto que se apliquen a partir de octubre de 2022.

Fuente: eSmartcity